Un Hombre Objeto de Vicki Lewis Thompson…

Cuando una fotógrafa de hombres irresistibles para calendarios encuentra su obra maestra en el rachero de sus sueños!!!

     Nuevamente reseño una historia de Vicki Lewis (su prosa relajada me atrae irremediablemente), además de que hasta ahora ha demostrado ser una opción casi segura para una historia relajada, entretenida y sin niguna pretención…

     Aquí se nos cuenta la historia de Cleo Griffin, una fotográfa especialista en calendarios ultrasexys de hombres irresistibles, pero con el don poco común de captar en sus fotos un lado encantador e hipnótico de los modelos…

     Se encuentra en la titánica tarea de encontrar el escenario y los modelos perfectos para su nuevo calendario, por lo que decide que le vendría bien algún lugar campestre y bastante pintoresco para lo que tiene en mente, por lo que decide realizar su trabajo en el rancho de Tom McBride; un ranchero que la cautiva para ser la portada de su nuevo calendario… Eso si logra convencerlo para que lo haga…

     Tom McBride es un ranchero de 38 años que dirige un lugar modesto pero pintoresco, pero encontrándose en problemas de dinero, decide que es buena idea dejar a una fotógrafa realizar un calendario en su rancho… Pero lo que no esperaba era que la fotógrafa lo cautivara de ese modo…

     Inmediatamente se encuentra deseándola intensamente, pero molesto porque ella sólo desea que pose para su dichoso calendario (lo que le impediría acostarse con ella, puesto que Cleo maneja una política absurda en la que asegura que no intima con ninguno de sus modelos), por lo que se niega a posar para ella…

     Cleo se descubre a si misma deseando intensamente que Tom pose para ella (puesto que su musa le dice que será su mejor trabajo fotográfico); pero por otro lado, desea con mayor intensidad que él le demuestre lo que el amor de un ranchero puede hacer por ella…

     Tenemos entonces que se desarrolla un interesante tira y afloje entre los protagonistas, donde Cleo no desea renunciar a Tom como su obra maestra en la portada del calendario; y donde Tom no desea nada más que llevársela a la cama…

     La relación entre ambos es bastante buena, pero resaltando mi preferencia por Tom en este asunto, puesto que Cleo me pareció que hacia problemas donde no los había; y que el pobre de Tom tenía que demostrarle en cada uno de sus encuentros que no tenía que huir de lo que surgía entre ambos… Para mejores ejemplos notar la escena en la bañera al aire libre y la gloriosa escena en la que por fin parece que cambia de parecer en el cuarto de Tom…

Lo mejor: Me agradaron bastante las descripciones de los momentos llenos de inspiración fotográfica de Cleo, en el que en verdad te sentías tocado por la musa que la invadía mientras realizaba sus obras maestras bajo el lente… Para mejores ejemplos notar las fotos que toma de los niños de la criada y cuando por fin es capaz de fotografiar a Tom con todo su esplendor literalmente “a flor de piel”…

Lo peor: Me desagradaron sus pretextos para evitar comprometerse con Tom (no se que tienen las heroínas de Vicki Lewis que me parece que todas tienen la desagradable tendencia a huir al lado contrario del compromiso cuando sus protagonistas masculinos se mueren por atar el nudo) lo que se resolvió de un modo igualmente inverosímil (además de que a Vicki Lewis le encantan las epifanías en las que la protagonista “descubre” la verdadera intensidad de sus sentimientos)…

Título Original: Manhunting in Montana…

Calificación Subjetiva: 7/10…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s